El suelo destinado a sus orquídeas terrestres debe ser rico, pero con buen drenaje. Recuerde plantarlas con suficiente espacio entre sí, lejos de raíces de otras plantas y lejos de plantas liberadoras de toxinas como los bambúes y los eucaliptos.

En macetas especialmente diseñadas para orquídeas epífitas o preferiblemente escoger como base la fibra de coco por su mayor durabilidad, resistencia a bacterias y hongos.

- Riegue sus orquídeas preferiblemente por la mañana: de esta forma le dará tiempo al medio de cultivo de secarse, aprovechará el mayor metabolismo matutino de la planta y evitará quemaduras por la acción conjunta del agua y el sol. Nunca exagere la cantidad de agua en el riego (riegue hasta que todas las raíces cambien de blanco a verde claro), un poco de agua en la periferia de la planta no es perjudicial siempre y cuando el lugar no sea de por sí ya muy húmedo para su orquídea. En días de intenso calor se puede regar las orquídeas con mayor frecuencia y reducir la temperatura regando alrededor de la planta como anteriormente se indica; evidentemente, en época de lluvia suspenda o minimice los riegos. Los riegos también se deben disminuir gradualmente cuando una planta evidencie entrar en reposo, esto se hace patente cuando su orquídea no presenta crecimiento de nuevas raíces. Lo ideal es comprar orquídeas que acoplen sus temporadas de crecimiento y reposo a los determinantes ambientales de su región (ver el apartado " tolerancia a la sequía"). Tome en cuenta que las orquídeas, según la especie, van desde las que no poseen un reposo definido (es decir los espacios entre riegos sólo se alargan, y el reposo puede finalizar en apenas semanas), hasta las que necesitan de reposos marcados (es decir, que los riegos se suspenden casi por completo o por completo y que su reposo puede ser relativamente largo). Es una regla primordial respetar el reposo de una orquídea para que éste actúe como detonante de la próxima floración. Recuerde que al regar sus orquídeas, debe hacerlo de tal forma que imite a la naturaleza (rociadores o sprays) y le dé al medio de cultivo tiempo para secarse (no necesariamente por completo), para evitar que la orquídea pase la noche muy húmeda; ésta es la razón más importante del por qué regar sus plantas por la mañana.

- Si hay una clave para obtener buenas floraciones, ella es usar fertilizantes para orquídeas que existen en el mercado según la etapa en que se encuentren: Crecimiento, Floración y Mantenimiento. Si usted no es una persona constante despreocúpese, sus plantas no morirán si descuida darle su abono. Lo más práctico es comprar un fertilizante que favorezca tanto al crecimiento como a la floración. Durante el reposo de una planta, es aconsejable suspender el abonado o frecuencia del mismo (Si no suspende el abonado, por lo menos deberá reducir la concentración utilizada).

- Las orquídeas de nuestro jardín, al igual que cualquier otra planta ornamental, no están excentas de ataques de parásitos, hongos, virus, bacterias e insectos dañinos, por lo que siempre tenga a la mano productos para combatirlos (recuerde seguir al pie de la letra las etiquetas de los productos utilizados siempre especiales para este tipo de planta).

UBICACIÓN JUNTO A OTRAS PLANTAS

- junto con bromelias, la clave es "juntos pero no revueltos": generalmente las bromelias ocupan mucho más espacio que las orquídeas, además de ser más grandes.

- junto con coquetas: no es raro que crezcan por sí solas con las orquídeas, pero cuidado de que no crezcan demasiado, porque le quitan espacio y acceso al sol.

- junto con helechos: lo mismo que con las coquetas, con la situación agravante de ser refugio de gusanos y cucarachas como también lo son las bromelias. Un follaje demasiado denso no dejará que el medio de cultivo seque.

- junto con otras orquídeas: no es raro ver "monstruos" crecer al lado de "enanos", los primeros seguramente opacarán a los segundos. Es preferible que estén cerca pero no en una misma maceta o recipiente.

- Bajo árboles:

a) Aclare la copa del árbol cuando ésta dé un exceso de sombra. Una sombra muy densa no sólo puede ser excesiva para sus plantas, sino que también fomentará el exceso de humedad, que es factor común de pudrición en raíces y flores. Este problema es evitable si Usted escoge un árbol que no tienda a un exceso de frondosidad, y depende de la orquídea que escoja.

c) Colocar orquídeas bajo palmeras o "pegadas" a ellas no siempre es buena idea, máxime si las hojas de su palmera son pesadas, ya que al caer pueden dañar sus plantas.

d) Si utiliza un árbol como "tutor" para albergar orquídeas, colóquelas al alcance de su mano. Posiblemente considere que esto no necesariamente es muy estético, pero es lo más práctico para cuidarlas. Además, si las coloca directamente sobre la corteza, fíjelas con tiras de medias de nylon que ya no use, de manera firme pero sin molestar las yemas incipientes que serán los nuevos bulbos y poniendo, entre la corteza y la planta, un pedazo de fibra de coco por ser ésta más resistente al deterioro en el tiempo y a la proliferación de hongos dañinos.

e) Tipo de corteza: algunas son más susceptibles a un buen anclaje que otras.

f) Árboles caducifolios: algunos árboles pierden sus hojas en época de sequía o inmediatamente antes de su floración y fructificación, lo que naturalmente dejará a sus orquídeas desprotegidas de la acción de los rayos solares. Esto no es necesariamente dañino, de hecho algunas orquídeas se beneficiarán de este "extra" lumínico, siempre y cuando la pérdida de las hojas del árbol ocurra durante los meses de días más cortos y fríos del año. Entre las orquídeas que se benefician tenemos a todas aquellas que en la naturaleza se enfrentan a la misma situación.

g) Finalmente, si tiene árboles que proporcionan buenas condiciones para el plantado de Orquídeas, úselos.

PROPAGACION VEGETATIVA O CLONAL (León, 1995)

Se han desarrollado distintos métodos de propagación por meristemas dependiendo del tipo de explante, brotes vegetativos en crecimiento, los cuales deberán ser esterilizados en Hipoclorito de calcio o de sodio al 4% por 20-30 minutos. Luego se enjuagan en agua destilada estéril y se procede al aislamiento y siembra de los meristemas o de las yemas.

Otro tipo de propagación es la vegetativa, que se lleva a cabo utilizando las yemas de los brotes de vara floral, esta técnica ha sido aplicada con éxito en Cymbidium Sw. y Phalaenopsis Blume (Intuwong et al., 1972). Consiste en el corte de nudos que contienen yemas dormantes, su esterilización, enjuague y siembra en medios de cultivo con hormonas que inducen la formación de nuevas plántulas a partir de esas yemas.

Se ha usado también ápices foliares jóvenes de plántulas cultivadas in vitro para la obtención de protocormos en Cattleya con éxito solo en el caso de utilizar como explante hojas muy jóvenes (Churchill. et al., 1971). Los trabajos de propagación de especies como Cattleya y

Phalaenopsis, abriendo la posibilidad de propagar especies hortícolas importantes sin afectar los órganos vegetativos de las mismas.

Y la división o replique foliar, que consiste en dividir plantas muy extendidas en, mínimo, 4 bulbos que formarán otra planta independiente. Siempre respetando las yemas incipientes que están en la base de cada bulbo foliar para el buen desarrollo de la futura nueva planta. Siendo este método muy seguro de aplicar.

CONDICIONES DE CULTIVO

Existe una gran diversidad de condiciones y medios usados en el cultivo in vitro de orquídeas. El estado del medio de cultivo (líquido o sólido) depende de la especie con la que se esté trabajando y debe ser determinado empíricamente. Generalmente la proliferación es mayor y más rápida en medio líquido y la diferenciación se ve favorecida en substratos o soportes sólidos.

Aún cuando es recomendable la agitación del medio líquido, se han obtenido éxitos con cultivos estacionarios (Kako, 1973; citado por Arditti, 1993) y con otros medios líquido agitados solo ocasionalmente (Arditti, 1993). Las tasas de agitación rotatoria recomendadas varían desde 0.25 rpm. (Jasper, 1966) hasta 200 rpm. (Scully, 1966). Las condiciones apropiadas deben ser determinadas experimentalmente y la agitación del medio de cultivo favorece la proliferación de protocormos debido a la eliminación de la polaridad, retardo o prevención del desarrollo de raíces y brotes (Scully, 1967; Wimber, 1963, 1965), mejor aireación y dilución rápida de metabolitos tóxicos (Arditti, 1993).

Las intensidades de luz usadas tanto para cultivo de semillas como para cultivo de meristemas o yemas van desde la oscuridad hasta los 300 Lux, generalmente obtenidos con fluorescentes y algunas veces complementados con lamparas incandescentes. Los fotoperiodos más adecuados para la germinación de semillas y cultivo de tejido de plántulas son también adecuados para el cultivo de meristemas (Arditti, 1993).

Tanto para el cultivo de meristemas como para el cultivo de semillas el rango de pH más adecuado para el cultivo in vitro de orquídeas es de 4.8 a 5.5. Cuando el pH del medio de cultivo es muy ácido antes del autoclavado, puede ocurrir la hidrólisis de algunos componentes del medio, lo que puede resultar en la formación de soluciones semisólidas y la producción de algunos compuestos tóxicos para el explante (Arditti, 1993).

Las temperaturas apropiadas para el cultivo varían desde 24 a 26°C. Aunque temperaturas superiores también pueden ser toleradas por los cultivos. Algunas especies pueden tener una menor tolerancia o requerimientos específicos.

SUSTANCIAS ORGANICAS USADAS EN LA GERMINACION ASIMBIOTICA DE SEMILLAS DE ORQUIDEAS

Un gran número de aditivos se usan para favorecer la germinación asimbiótica de semillas de orquídeas y el subsecuente desarrollo y diferenciación de los protocormos (Arditti, 1967). Los más frecuentemente usados son el endospermo líquido de coco, el jugo de tomate y el fruto del plátano. Steward and Simmonds (1954) reportaron que las capas formativas del fruto del plátano poseen sustancias que estimulan la división de las células de zanahoria; con solo esta evidencia disponible, Khalifah llegó a la conclusión de que estas sustancias responsables de la división celular eran las citokininas.

Van y Steward (1975) encontarron que el fruto del plátano contiene pequeñas cantidades de compuestos inductores de la división celular [zeatina, zeatin-ribosido y 6-( 2-isopentilamino) purina] pero que comparados con el endosperma líquido del coco, su actividad era extremadamente baja: 20 ml. de este aditivo daban una respuesta similar a 500 g de plátano. Sin embargo, existe evidencia de que el efecto del plátano sobre el desarrollo de las orquídeas puede deberse a la presencia de otros compuestos distintos a las citokininas, pues se ha reportado la presencia de compuestos afines a giberelinas y auxinas en el mismo (Khalifah, 1966).

Valmayor (1972) reportó que el endosperma líquido del coco solamente permite una pobre diferenciación en protocormos de Dendrobium, Vanda Jones ex R. Br. y Cattleya, mientras que su combinación con extractos de plátano resulta en un buen desarrollo de raíces y tallos.

AL PLANTAR ORQUÍDEAS EPÍFITAS

En primer lugar, lave y esterilice los envases o macetas que va a utilizar. Deben estar bien preparados para el drenaje, así que coloque una buena capa de material de drenaje en la base. Utilice trozos de macetas rotas y coloque los grandes sobre los agujeros de drenaje y los más pequeños encima. En las macetas pequeñas esta capa deberá medir por lo menos 1,5 cm de altura y, en las grandes (de más de 15 cm de diámetro), 2,5 cm.

1. Quite cualquier hierba, bráctea u hojas muertas antes de sacar la planta en su maceta. Extraiga la Orquídea de su recipiente, quitando suavemente el compost viejo hasta que se vea gran parte de las raíces; sumerja la base en agua. Sáquela y déjela escurrir durante media hora y luego quite ciudadosamente el compost que haya quedado pegado a las raíces. Hágalo con sumo cuidado ya que muchas Orquídeas tienen raíces muy débiles, que se quiebran con facilidad. Corte los trozos de raíz que vea en mal estado; es normal encontrar una o dos raíces muertas. Además, puede cortar un poco las raíces para que el trasplante sea más sencillo.

2. Coloque una capa de compost sobre el material de drenaje y apoye la planta de manera que la base de la planta quede a la altura del borde de la maceta. Cuidadosamente, trate de colocar un poco de compost entre las raíces, antes de plantarla.

3. A continuación, añada compost alrededor de la planta y sobre la masa de raíces, reafirmándolo bien con los dedos entre éstas.

Golpee suavemente la maceta un par de veces para asegurarse de que quede uniforme y reafírmelo ligeramente. Coloque la planta de manera tal que la parte más antigua (el primer bulbo posterior) esté cerca del borde de la maceta, con las partes más nuevas -los pseudobulbos jóvenes- en el centro de la maceta. Esto permite que haya espacio para crecer.

4. Los pseudobulbos deberán quedar a la altura de la superficie del compost, con la mitad superior del rizoma expuesta y la mitad inferior enterrada. No olvide dejar espacio en la parte superior (de 13 a 19 mm) para el riego.

5. Si el recipiente -especial para este tipo de planta-, es de arcilla o plástico, coloque en el fondo trozos de macetas rotas (explicado anteriormente); luego envuelva con fibra de coco como base

escogida para soporte; ponga una capa delgada de musgo esfagnáceo como base húmeda para la planta, presionándolo suavemente. Distribuya las raíces para sembrar o fijar luego la planta con restos de corteza de árbol o amarrada (con tiras de medias de nylon pasadas por el rizoma y sin dañar las yemas) a un trozo de tallo de árbol que cubra el radio del matero ya acondicionado, de manera que quede firme y no se mueva.

RECIPIENTES ESPECIALES PARA ORQUÍDEAS

Las Orquídeas epífitas se dan mejor en recipientes especiales. Y conseguirlos es menos problemático de lo que parece. Es probable que el centro de jardinería más cercano, tenga una amplia gama de macetas perforadas para Orquídeas o cestas de alambre o tablillas de madera. Estos recipientes están especialmente diseñados para las Orquídeas epífitas, ya que permiten la circulación de aire alrededor de las raíces, permitiéndoles además que salgan hacia fuera.

CUANDO SE DEBE CAMBIAR LA MACETA

Lo más probable es que las plantas jóvenes deban ser transplantadas cada año, para tener más lugar donde crecer. Pero no plante una Orquídea en una maceta más grande sin que realmente lo necesite, es decir, que la anterior le haya quedado demasiado pequeña. La razón es que si hay mucho compost alrededor de las raíces, la planta tendrá que absorber mucha agua, a su vez, el exceso de agua podría hacer que las raíces se pudrieran, a lo que las Orquídeas son bastantes propensas.

Una forma sencilla de saber si una Orquídea epífita ha crecido demasiado para su recipiente, es ver si el último pseudolbulbo está tocando el borde y no le queda espacio para crezcan otros.

Las plantas maduras, aquellas que ya están en las macetas definitivamente, por lo general, de unos 20cm de diámetro, se pueden dejar durante uno o dos años, luego necesitarán compost nuevo.

Vuelva a colocar la planta en una maceta del mismo tamaño.

AL ESCOGER LA MACETA

Todas las Orquídeas, sean epífitas o no, se pueden cultivar tanto en macetas de barro como de plástico. Las de barro son más pesadas y firmes, por lo general más indicadas para plantas grandes. Existen macetas de barro especiales para Orquídeas epífitas, aunque no son necesarias. Éstas tienen agujeros a los lados para permitir que las raíces respiren.

Tenga cuidado de no escoger una maceta demasiado grande cuando trasplante las Orquídeas pequeñas. Elija una maceta que proporcione a la planta sólo el espacio necesario para el crecimiento de un año (donde quepa un nuevo pseudobulbo y el rizoma). Lo que debe hacerse es cambiar la planta a una maceta una medida mayor, como por ejemplo de una de 13 cm de diámetro a una de 15 cm. No se preocupe si la ve demasiado apretada.

 

fundi1.png
p4.png
imag08.png

mimenu

Jpanel

Vision

  Dar a conocer la belleza que representan cada una de las orquídeas en Santo Domingo de los Tsachilas, cimentar y concienciar el aporte al turismo de una región. 

mis orqui

{flv}uno{/flv}{flv}dos{/flv}{swf}reina{/swf}{swf}modelo{/swf}

otro

jejejeje

ddddd

fgrjt
 
jojojojojo
jajajajaja
            planta1

M

i

s

 

p

r

e

s

f

e

r

i

d

a

s